Recieve news about this website directly to your mailbox
Por favor, confirme el código de control "1798"
De la rama de un árbol un carnero
degollado pendía:
en él a sangre fría
cortaba el remangado carnicero.

El rebaño inocente,
que trágico espectáculo miraba,
de miedo, ni pacía ni balaba.
Un jabalí gritó: -- ¡Cobarde gente

que miráis la carnívora matanza!
¿Cómo no os vengaís del enemigo?
-- Tendrá -- dijo un carnero -- su castigo;
mas no de nuestra parte la venganza.

La piel, que arranca con sus propias manos,
sirve para los pleitos y la guerra,
las dos mayores plagas de la tierra
que afligen a los míseros humanos.

Apenas nos desuellan, se destina
para hacer pergaminos y tambores.
MIRA CÓMO LOS HOMBRES MALHECHORES
LABRAN DE SU MALDAD SU PROPIA RUINA.
el jabalí y el carnero.jpg
20.04.2011 11:22:33
nebot
Esperamos tus comentarios y apreciaciones sobre el contenido de esta página web. Registrate en www.nebot.webgarden.es
Name
Email
Comment
Or visit this link or this one