Recieve news about this website directly to your mailbox
Un amor de corderito recién nacido bebía en las aguas de un límpido arroyuelo. Un lobo que acertó a pasar por allí, le dijo lleno de rabia:

-- ¿Quién te dio permiso para beber en mi arroyo?

-- Señor -- contestó el inocente --, que vuestra majestad no se encolerice y que más bien considere que si bebo de esta corriente lo hago lejos de sus dominios.

Viéndose el lobo chasqueado, insistió:

-- Por otra parte, tú hablaste mal de mí el año pasado.

-- ¿Cómo podría haberlo hecho, si aún no había nacido? -- replicó el cordero.

-- Si no fuiste tú, santurrón desvergonzado, fue tu hermano o alguno de los tuyos. Además, aunque te defiendas no dejaré de comerte.

Y dicho esto, arrojando espuma por las fauces, agregó: -- Es preciso que me vengue de una vez por todas.

Y arrastrando al corderito al bosque lo devoró.

LA MEJOR DEFENSA NADA VALE PARA
EL MALVADO DECIDIDO A PRACTICAR EL MAL.
el lobo y el cordero.jpg
13.02.2011 12:19:30
nebot
Esperamos tus comentarios y apreciaciones sobre el contenido de esta página web. Registrate en www.nebot.webgarden.es
Name
Email
Comment
Or visit this link or this one